“Por mi, me quedaría en Córdoba de por vida”

by

Por Nacho Serrano (@SerranoNacho) y José Manuel Serrano (@JoseManuelSB85):

Continuamos con la entrevista a Miguel Ángel Tena, central del Córdoba Club de Fútbol. Os dejamos el enlace de la 1ª parte de la misma, publicada el pasado martes:

“El equipo es consciente de que juega con el plus de lograr un gran premio”

Miguel responde a nuestras preguntas mientras Nacho Serrano le graba.

Te has convertido en una de las voces autorizadas del vestuario a pesar de llegar hace relativamente poco tiempo a Córdoba…

Fue una situación de rebote. Tenía un año más con el Elche. Los entrenadores decidieron que tenía que salir. Bordalás quiso firmar otro central y que yo saliera. Lo pasé mal porque no me lo esperaba. Aquí llegué por la lesión de Gaspar. Mi representante ya había hablado con Zubillaga, estaba todo cubierto, era imposible venir. Entonces se lesionó, me llamaron y me comentaron la opción. Puede arreglar el año que me quedaba en Elche y firmé aquí. No pude pedir más ese año, es verdad que no empecé jugando porque Lucas confiaba en lo que tenía y me costó entrar hasta el cuarto o quinto partido, pero a raíz de ahí lo jugué casi todo. Me salió todo muy bien, fui pieza importante para Lucas, hice 4 goles… me sentí un jugador muy importante. Salió todo redondo pero lo único que lamento fue sufrir hasta el final, porque no teníamos equipo para sufrir así. El fútbol tiene esto… fíjate en el Tenerife, con mucho mejor equipo y acabó descendiendo.

¿Qué conocías de Córdoba?

El ambiente, siempre que jugaba. Se veía que había mucha afición detrás, que no tenía esa respuesta que se quiere de un equipo. Sabíamos que había mucho dinero, grandes plantillas… pero no terminaban de cuadrar las temporadas. Esa ha sido la nota negativa del Córdoba en los últimos años. Armar buenos equipos y no hacer buenos años.

Para llevar poco en Córdoba, ya has echado raíces. ¿Es lo más importante de tu vida aquí?

(Mira a Marian, su mujer, y a su hijo mientras se ríe) Lo más importante es haber conocido a mi mujer, haber tenido un hijo… ¡es lo más importante! ¡Es el lado humano! Te hace asentarte. Cuando vine estaba solo. Al final todo esto es mucho más positivo, te hace asentarte. Si el día de mañana pudiera, firmaría cinco años más. Me quedaría aquí de por vida. No puedo pedir más. ¡Esto ponlo, ponlo! (risas).

Ahora se ve todo diferente, pero en julio a muchos jugadores se les pidió renegociar su contrato. Tena incluído. Rechazaste incluso jugar la UEFA por seguir de blanquiverde…

Tenía ofertas importantes, había hecho una buena campaña, con muchos minutos. Pero lo tenía muy claro: quería quedarme. Estaba muy cómodo pero también quería hacerme valer. Entendía al club, pero ellos debían comprender que llevábamos 8 meses sin cobrar. Salvamos la categoría con esos problemas. Juan me llamó y me propuso bajar el contrato. Esa era la situación y lo iban a hacer con muchos más jugadores. Yo le dije que me parecía bien, pero que debía tener algo de recompensa. Fue muy fácil: llamé al representante, habló con Juan y se llegó a un acuerdo. Dos años más y el que resta. Hablé con Juan y le dije que me quería quedar, pero que no había problema si tenía que irme, porque en otros sitios me valoraban. No podía quedarme en esa situación de bajarme el contrato sin una compensación por otro lado. Juan y el presidente lo entendieron y se portaron muy bien. Paco fue clave también y pude renovar, que es lo que yo quería para estar tranquilo. Las demás ofertas las rechacé.

Hablábamos antes de Hervás, que dejará una buena cantidad de dinero en el club. Dinero es precisamente lo que hace falta cada vez en más equipos del fútbol español, en todas las categorías. Vosotros vivisteis el año pasado una situación muy complicada. ¿Sigue siendo el jugador un auténtico privilegiado?

A ver, prefiero ser futbolista que estar en otras situaciones donde se pasa realmente mal. Al final siempre estamos respaldados. Somos privilegiados. El año pasado fue un contínuo engaño. Nos molestó más eso que el hecho de no cobrar. Este año nos han dicho las cosas claras, y así se pueden valorar las cosas con tu familia, pero no como el año pasado. Todo fueron mentiras. Lo hacían a su manera para que no nos enteráramos. Con la huelga y la AFE estamos respaldados, antes no.

Ahora que se habla de AFE, el viernes estuvieron por el estadio. ¿Os dijeron algo?

Vinieron a ver a los jugadores, para ver las sensaciones del proceso. Venían a hablar con los que mandan, por el tema del Concurso, ya que se tienen que hacer unos pagos a la LFP para que luego nos paguen en los años que nos tienen que pagar. No sabemos nada porque aún tiene que dictaminar el juez y nos tiene que llamar la AFE para poder cobrar lo que se nos debe, que será en unos tres años…

De una manera u otra, a todos los jugadores os llega la precaria situación de muchos jugadores del fútbol español. Lo de la Segunda B es tremendo…

Hoy en día en 2ª B todos lo pasan muy mal. Se pueden contar con los dedos los que pagan. En segunda se dan casos, como el Valladolid, donde lo están pasando mal, como nosotros el año pasado. No les cumplen con las fechas. Ahí están en situaciones difíciles. Aún no se paga al día a día. Aquí sí, y estamos encantados. Es importante habernos puesto en el presupuesto del club. Nos da la estabilidad de poder contar con nuestro dinero a final de mes, lo que nos hace poder estar centrados en entrenar y jugar los partidos exclusivamente.

Tena me dedica unas palabras al finalizar la entrevista.

El Poli, que está en una situación crítica, llamó hace un tiempo a ex jugadores para intentar ayudar al club. Incluidos Usero y tú.

El presidente nos llamó, nos pidieron ayuda a los ex jugadores. Tuvimos un par de reuniones pero no terminaron de verse las cosas claras. No se sabía a donde iba el dinero. Hablamos los jugadores por teléfono y no decidimos continuar porque no lo veíamos claro. En ese sentido, por el lado humano, me parece una pena porque estuve tres años muy bien. Tengo una casa allí incluso. Ha sido una pena, el club tenía dinero y por una mala gestión se ha ido todo a pique. Estuve tres años y pude disfrutar. Eramos un equipo recién ascendido, con gente muy sana, que disfrutaba mucho. Se hicieron buenos equipos, incluso quedamos séptimos en una ocasión. Pero en el club dejaron de hacerse las cosas bien y se veía venir lo que ha pasado.

Hoy día Tena es un gran central pero empezó de delantero…

De pequeño siempre metía muchos goles. Te fichan de esa manera porque corría mucho antes que era joven (risas), y hacía muchos goles. Luego, los entrenadores, que saben más, me fueron echando hacia atrás. Terminé de central cuando me firmó el Valencia y ya he hecho toda mi vida ahí. Es una posición que me encanta porque puedes disfrutar de todo el campo. Estoy encantado con esa posición.

¿Qué entrenador te ha marcado más?

Muchos y muy buenos. Aprendo de todos, aunque no te guste alguno. Debuté con Floro, y nunca lo olvidaré. He tenido otros como Ferrando, Luis García, Paco, Lucas, los hermanos Veiga… he disfrutado con todos. Siempre te llevas un buen recuerdo de ellos. Aunque siempre te acuerdas más del que te dio la opción de debutar.

Paco ha sido central. ¿Está más pendiente vuestra?

Está atento a todos. Sabe lo que pensamos y es muy importante. Nos conoce al dedillo. Ha sido de los buenos jugadores, internacionales. Él disfruta más que nosotros. En su época de jugador fue más defensivo y lo que estamos haciendo no fue capaz de hacerlo de profesional. Su idea de equipo la está transmitiendo aquí, aunque ya lo ha llevado a cabo en más ciudades. Lo que sí es verdad es que aquí le está saliendo bien más tiempo. No tenemos miedo a fallar porque siempre estamos respaldados por él. Si fallamos, sale Paco y siempre se echa la culpa, defendiendo al jugador a muerte.

¿Le ves haciendo carrera en Primera?

Fuimos a jugar a Las Palmas y había 12-14 jugadores esperándolo en el vestuario. Lo quieren mucho, hablan genial de él. Es un entrenador que se deja querer, siempre está atento al lado humano del futbolista. Tiene mucho futuro, claro que sí. Primero por contactos. Conoce a mucha gente en el mundo del fúbol. Y luego, como entrenador, está demostrando lo que es. Es muy seguro en lo que hace. Otro entrenador, si no le salen las cosas, jugaría de otra manera. Él no. Ojalá podamos disfrutarlo muchos años aquí. Pero seguro que entrenará en Primera.

¿Fue difícil cambiar el chip de Lucas a Paco?

No es complicado porque llevamos muchos años jugando. Hoy te toca el estilo de Paco, mañana el de Lucas… Hay que tener las piezas adecuadas. Este año se ha acertado con los fichajes. No son jugadores de nombre pero encajan. A lo mejor estos mismos futbolistas, el año pasado con Lucas, no hubieran hecho lo que están haciendo ahora. Encajar las piezas es lo importante.

La llegada de una hornada de buenos técnicos jóvenes que apuestan por el buen fútbol parece que se impone… ¿hay cada vez más equipos que intentan jugar? ¿está calando esa filosofía?

Lo que hacemos nosotros es muy difícil. Hay dos o tres que lo intenten en Segunda. Casos de Valladolid, Deportivo… y no tanto como nosotros. El Almería, el Elche, el Celta… no hacen el fútbol tan abierto que hacemos nosotros. Quitando tres o cuatro equipos, el resto son más bien reservones. Intentan aprovechar dos o tres ocasiones, que es lo que hacíamos nosotros el año pasado. Pero equipos que generen siete u ocho ocasiones por partido, no hay más que esos.

Este año te está tocando jugar menos… ¿cómo lo llevas?

Se ve diferente a cuando eres más joven. En mi caso, empecé jugando todo, encajábamos poco y de repente el míster cambió creyendo que era lo mejor. Lo único que he hecho ha sido seguir trabajando para que el míster vea que no bajo los brazos. He intentado demostrar que si quiere necesitarme, estoy ahí. Que quiero jugar en este equipo. Y si no juego, ayudar al compañero. Que el equipo gane es un beneficio para todos. Siempre hay que buscar el lado bueno para estar arriba. Pero está claro, intento demostrar que estoy capacitado para jugar todos los partidos, porque lo estoy.

Ahora son los delanteros porque no terminan de rematar las ocasiones. En semanas atrás otros compañeros por otros fallos… ¿Afectan las críticas? ¿Se afrontan con naturalidad?

Cuando un compañero falla, siempre estamos expuestos a la opinión pública. Aquí en Córdoba, además, es muy exagerado. El jugador sabe que va a recibir críticas si sale un partido malo. Podemos tener un mal día pero tenemos otro partido para borrar esa mala sensación en el aficionado. Es bueno que todos nos arropemos y nos demos confianza, para que no haya nadie decaído.

¿Qué te parece el uso de Twitter por parte de los profesionales del deporte?

Lo conocí a través de un amigo. Hice esto y la web. Es una manera de ser un nexo de unión. Es verdad que parece que al futbolista lo ves como algo inaccesible. Era importante hacerlo para poder transmitir las sensaciones del vestuario. Pero hay que ser muy cauto, porque también puede ser peligroso. Estás expuesto, no puedes entrar al trapo de lo que te escriban. Mi manera de usarlo es para poder llegar a la afición.

Muchísimas gracias Miguel Ángel por tu tiempo

¡Gracias a vosotros!

Etiquetas: , , , , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: