El año…

by

Saludos de nuevo a finales de semana desde el blog, y a finales de año también, porque estamos a 17 de diciembre, y las fiestas que vendrán harán que estas dos semanas que quedan, simplemente vuelen…

Este ha sido el año de la Crisis, sin lugar a dudas. Vale que Assangue, en los dos últimos meses se ha convertido en personaje del año, vale que Haití y Chile marcaron los primeros meses del año, con sendas tragedias (lo mismo ya ni os acordabais, verdad). En España ha sido además el año con el 13 de Julio más importante de nuestra historia, pues la Selección de Fútbol se proclamó Campeonísima del Mundo. Pero vamos, sucesos momentáneos de este tipo quedan eclipsados, como he dicho antes, por la Crisis requeteguay que llevamos a cuestas (unos más que otros claro).

Decían por estas fechas hace un año nuestros dirigentes, y los de casi medio mundo, que en el primer trimestre de 2011 empezarían a verse “brotes verdes“, luego trasladaron ese optismismo a todo el primer cuatrimestre, luego al segundo, y bueno, aquí seguimos, a finales de año, y que me corrijan si me equivoco, pero ni un dato verídico puede demostrar que estemos saliendo de la crisis, acaso y siendo optimistas, esta ya no se agravará más…

Viendo datos aburridos, no estamos mejor que a principios de año, y yo, personalmente, no creo ya en que el 2011 sea el año en que salgamos de la Crisis, porque total, tres cuartos de lo mismo nos contaron en forma de regalo de Navidad el pasado año, y mira…

La culpa es nuestra, por supuesto, los políticos, políticos son, toda la vida se han dedicado a vender humo, y nosotros a tragarlo…hasta cierto punto, pero se ve que ahora aguantamos más, somos más “pasotas”, nos hemos conformado, y bueno, la gente simplemente se dedica a murmurar, pero nada más.

Pero están los sindicatos, ¿no? Para defendernos… Eso si que me divierte, porque, a ver, los sindicatos son marionetas, gritan un poquito, se les da algo de dinero, y callados como, y perdonan la palabra, putas, sino, que alguien me diga para que sirvió y qué éxito tuvo la huelga general del 29 de Septiembre. Pa´ ná…

Estamos peor que hace un año, porque no es que seamos pacientes, es que estamos siendo indolentes, no hay quejas masivas, no hay una huelga de verdad, no hay cambios a la vista, y bueno, nos queda un año y medio hasta las Elecciones, pero, ¿realmente alguien cree que arreglarán algo? Osea, llegará Rajoy, obviamente, pero que se puede esperar de él, yo, personalmente, no tengo fe en ellas, el problema es más interno, más profundo, pero de momento, con lo que tenemos, habrá que ir tirando…

El que tiene “curro”, calladito se queda, el que no tiene para comer, a tratar de aprovecharse del Estado, porque así funcionamos, aquí no buscamos el bien común, sino el particular, está en nuestra naturaleza, y con esta Crisis, el ingenio se acentúa, como la picaresca, sino, como se explica que uno de cada cuatro euros que circula por nuestro país es negro (no está declarado).

Tal vez esté pecando de falta de fe, lo mismo otra visita Papal por cortesía del Gobierno me sube los ánimos, o lo mismo un viaje al Caribe (con cuidado de no quedarme en tierra por culpa del…Gobierno, nada de controladores) me da fuerzas para aguantar escuchando un día si, y el siguiente también, malas noticias, falsos datos positivos, y bueno, tendremos que hacer apuestas, lo mismo alguno acierta y a mediados de 2012 no hay cuatro millones de parados, pero… ¿quién puede creerselo ya?

El problema es social, urgente porque cada día hay más gente que no tiene sustento ni forma de ganarse el pan, y profundo porque si ahora, cuando más toca “apechugar”, nos dedicamos a aprovecharnos de la situación crítica, ¿algo falla en esta sociedad, no?

Etiquetas: , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

2 comentarios to “El año…”

  1. Tórtola Says:

    Hola de nuevo, y perdón por ser tan pesado, pero he releído una pequeña “historia” que encontré hace algún tiempo por la red, viene muy al tema que se trata en esta entrada y seguramente no os dejará indiferente. Sin más que añadir, os dejo la historia y un saludo palomero! =)

    “Agosto, una pequeña ciudad de costa en plena temporada;
    Cae una lluvia torrencial desde hace varios días, la ciudad parece desierta.
    Todos tienen deudas y viven a base de créditos. Por fortuna, llega un ruso forrado y entra en un pequeño hotel con encanto. Pide una habitación. Pone un billete de 100€ en la mesa del recepcionista
    y se va a ver las habitaciones.

    El jefe del hotel agarra el billete y sale corriendo a pagar sus deudas con el carnicero.
    Este, coge el billete y corre a pagar su deuda con el criador de cerdos.
    A su turno, éste se da prisa a pagar lo que le debe al proveedor de pienso para animales.
    El del pienso coge el billete al vuelo y corre a liquidar su deuda con la prostituta a la que hace tiempo que no paga (En tiempos de crisis, hasta ella ofrece servicios a crédito).
    La prostituta coge el billete y sale para el pequeño hotel, donde había traído a sus clientes las últimas veces y que todavía no había pagado.
    En este momento baja el ruso, que acaba de echar un vistazo a las habitaciones,…dice que no le convence ninguna,… coge el billete y se va de la ciudad.

    Nadie ha ganado un duro, pero ahora toda la ciudad vive sin deudas y mira el futuro con confianza!!..
    Moraleja: Si el dinero circula, se acaba la crisis.”

  2. Tórtola Says:

    Mi madre siempre me decía cuando había algun problema, que si lo dejaba estar no se iba a solucionar sólo, que tenía yo que ir a solucionarlo, con ganas de solucionarlo, y actuando consecuentemente, de forma lógica y racional para hacerlo…si no, el problema seguiría ahí.

    Para mí, que el Gobierno, o, mejor dicho, la política en sí, no tenían madre cuando eran chiquititos.
    Y lo peor no es eso, sino la indiferencia que se vive a pie de calle con respecto al estado del país, sin entrar en camisa de once varas sobre patriotismos y nacionalismos.
    Está visto que la nuestra es una sociedad de borregos que esperan que su pastor los lleve al río a beber, y a los mejores pastos para comer. En cuanto el pastor se desoriente un poco, o simplemente no le salga de los cojones, y perdón por la expresión, llevarlas de paseo, todas muertas de hambre y sed.

    Enhorabuena por la entrada, me ha gustado mucho =)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: